La cirugía estética ha tenido bastante evolución al pasar de los años. Particularmente en el rostro son muchos los procedimientos que pueden realizarse para obtener una apariencia mucho más estilizada y bella. La Bichectomia es una operación muy cotizada en la actualidad.

Se trata de la extracción de bolsas de bichat que se encuentran en los cachetes. Dichas bolsas no tiene una función relevante en el cuerpo humano después de los primeros años de vida de una persona. Por lo que quien desee tener un rostro más anguloso podrá quitarlas después de los 18 años de edad.

Aunque es necesario que si consideras realizarte este tipo de procedimiento estético, cumplas con algunas recomendaciones importantes que te permitirán obtener un resultado mucho más agradable y sublime. No pierdas de vista estas instrucciones sobre el antes y el después de la bichectomia.

Veamos algunos resultados

Consejos que debes tomar en cuenta antes y después de una bichectomia

El procedimiento llamado bichectomia se trata de sacar de las mejillas unas pequeñas bolsitas que no contienen más que tejido adiposo, es decir, grasa. Esto se hace más que todo por razones estéticas para quienes quieren marcar mejor sus facciones.

Es una operación prácticamente ambulatoria, aunque los cuidados pre y postoperatorios son fundamentales para garantizar los excelentes resultados. Es por eso que aquí verás todo lo que debes hacer para que el antes y el después de la bichectomia transcurra perfecto.

¿Qué hacer antes de una bichectomia?

El simple hecho de que la reducción de los cachetes sea un procedimiento quirúrgico requiere de ciertos cuidados previos que minimicen las complicaciones por eso has lo siguiente antes de proceder a esta cirugía:

  • No consumas sustancias toxicas tales como alcohol, cigarros, tabacos, entre otros.
  • Prepara la higiene de tu boca, para ello cepilla exhaustivamente tus mejillas, dientes y lengua.
  • Además, enjuaga constantemente para eliminar bacterias de las encías.
  • Asegúrate de no tener debilidades odontológicas antes de la bichectomia.
  • Desde un par de semanas previas, aumenta tu consumo de proteínas.
  • Mantén tu sistema inmunológico en buenas condiciones.
  • Y lo más importante, confirma que en verdad seas candidata/o para este tipo de procedimientos. Ya que no a todas las personas se les recomienda por diferentes razones.

La bichectomia requiere de una corte bastante pequeño dentro de la mejilla, pero este también puede ser un riesgo si antes del procedimiento no cuidas de tu higiene y las condiciones óptimas de tu sistema de defensa. Debes preparar tu cuerpo para una recuperación rápida.

¿Qué hacer después de una bichectomia?

En la realización de la bichectomia es probable que se pasen unos escasos 30 minutos de ejecución. Sin embargo, lo que viene después es esencial para que los beneficios sean apreciados en un periodo de uno a tres meses.

  • Mantén la limpieza bucal extrema con cepillado y enjuague tres veces al día.
  • Lo correcto es colocarte una venda para que el área tratada sane mejor y todo se mantenga en su lugar. Así tu cara se mantendrá libre de moretones.
  • Cumplir con los antibióticos recetados es indispensable para evitar infecciones.
  • Aplica compresas frías en la parte externa de los cachetes para bajar la inflamación propia de la cirugía.
  • Evita exponerte al sol al menos por las primeras 8 semanas y después mantén cautela en las exposiciones.
  • Aunque te provoque escupir, no lo hagas. Es necesario que mantengas esa parte del rostro relajada.
  • En la alimentación post-bichectomia tendrás que consumir solo líquidos y alimentos blandos solo a medida que pasen los días.

Generalmente deben pasar 4 semanas para ver el beneficio de la bichectomia en reducir la forma redondeada del rostro. En lo que no hay duda es que si comparas el antes y el después de la bichectomia verás que su efecto es maravilloso.

 Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *